lunes, febrero 11, 2008

SE NOS PASÓ LA VIDA



Se nos pasó la vida,
y jamás pudimos abrir los ojos
para rescatar lo último de carne,
que el carnaval de los años
diariamente puso en nuestros sexos.


Se nos pasó la vida,
y nunca logramos atrapar el momento
donde mezclar los ataúdes
y consumir en estos instantes la misma tierra
que ahora murmurea las paredes de esta cueva.


Se nos pasó la vida,
y ya no habrá cama donde esperanzar la idea
de poder en lo tangible,
sobrepasar las entrepiernas
para caer en la duda consiguiente
de jóvenes irresponsables.


Se nos pasó la vida.


Dime si aún tienes la cuerda
que permita matar al vacío,
y aprovechar hasta el último centavo
el respiro de la tumba,
antes de que por mera ironía
se no pasé también la muerte.


1 comentario:

Carla Valdés dijo...

"Se nos pasó la vida,
y jamás pudimos abrir los ojos
para rescatar lo último de carne,
que el carnaval de los años
diariamente puso en nuestros sexos."

Muy interesantes versos amigos.Me parece que los dos últimos versos tienen mucho cáracter, además de poseer un ritmo interesante.Ya te había comentado lo que pienso de este poema.
Gracias por dejarme un comentario en el blog, que bueno saber que estas de vuelta en Stgo. Ojalá nos veamos luego, un abrazo y un beso enorme para ti ..nos estamos llamando en estos días
Carla ....